Santiago de Chile.   Mié 24-04-2024
6:01

De $84 millones en Copiapó a $770 millones en Colo Colo: el costo de las planillas de los clubes de Primera para este año

El Cacique es el equipo que más desembolsa mensualmente, seguido por la U y la UC. En tanto, el último ascendido es el más austero en un torneo donde, después de los tres grandes, la mayoría de los clubes tienen gastos similares. La TV sigue siendo la fuente principal de ingresos, y las casas de apuestas emergen entre los patrocinadores.
Foto: Photosport
Ramiro Fuenzalida y Rodrigo Tofiño04 de febrero, 2023
Los clubes de Primera División arrancaron el torneo 2023 con distintos objetivos y las inversiones hechas en sus planteles así también lo reflejan. Colo Colo, el campeón defensor, será el equipo que más dinero desembolse en el pago de su planilla de jugadores y cuerpo técnico.

Blanco y Negro gasta cerca de $ 700 millones cada 30 días en sus futbolistas, a lo que se agregan los casi US$ 90 mil ($71.611.200) que recibe el grupo de trabajo que encabeza Gustavo Quinteros.

“Daniel Morón está trabajando mucho en tratar de incorporar a los jugadores para reemplazar a aquellos que tenemos que seguir reemplazando. No hemos reforzado el equipo, sino que estamos reemplazando jugadores que se fueron”, dijo el técnico albo, sobre una planilla que con el arribo confirmado del ariete paraguayo Daniel Lezcano, el casi seguro del central uruguayo Matías de los Santos y a la espera de un lateral derecho antes del cierre del libro de pases, cuesta casi lo mismo que el año pasado, con Juan Martín Lucero como el futbolista mejor pagado del fútbol chileno. Un año antes de la llegada del “Gato”, el plantel popular desembolsó $ 8.168.596.000 en 2021, para una planilla que mensualmente costaba $680.000.000.

Su archirrival Universidad de Chile, en tanto, paga cerca de $570 millones a fin de mes por su plantel, mientras que el staff técnico, con Mauricio Pellegrino a la cabeza, percibe en conjunto cerca de US$ 70.000 ($55.697.600).

“La política económica en la U se ha ido regulando. Hace un par de años se llegó a pagar $ 900 millones mensuales por la planilla completa, lo que antes de la venta del club al grupo Sartor se rebajó a $ 528.000.000 en 2021. Los nuevos dueños han intentado seguir bajando ese valor, pero las necesidades por no hacer nuevos papelones ha conllevado mayores gastos de los esperados, partiendo por el técnico”, aseveran desde la sociedad anónima azul.

“El club hace ofertas hasta cierto punto… Hasta el último día (del cierre del libro de pases) vamos a buscar. Estoy conforme con lo que tengo, pero no quiere decir que no podamos mejorar. Creo que tenemos un plantel que tiene que ir por más, pero tampoco es fácil encontrar a un futbolista que encaje con nuestro presupuesto y que sea mejor a los que ya hay”, decía Pellegrino ante la posibilidad de un último fichaje, el cual . En todo caso de sumar una última carta el presupuesto no crecerá, pues se liberó el salario de Jeisson Vargas.

La UC, en tanto, no se queda atrás y para este año desembolsará mensualmente en su plantel $490.794.333. Todo el cuerpo técnico cruzados, en tanto, conlleva un gasto aparte de $95.337.666 cada 30 días. El “combo” completo, sumados seguros y otros gastos, implica a Cruzados cancelar a fin de mes $588.606.500. Y el incremento no es menor, pues el año pasado su planilla completa de futbolistas cobraba mensualmente $317.858.083, mientras el staff técnico del primer equipo se repartía $57.800.000.

Eugenio Mena es uno de los refuerzos de la UC, cuya planilla es una de las más caras del torneo 2023. Foto: Photosport

“Tenemos plantel para seguir adelante. Si el refuerzo no llega (un volante), hemos arrancado el año sin él y seguiremos igual”, dijo el técnico franjeado Ariel Holan, sobre un puesto que de llenarse no implicará un aumento en las cifras mencionadas, pues hubo varias salidas de jugadores (Orellana, Lanaro, Fuenzalida), que liberaron sueldos importantes.

Y el quiebre en las cifras es evidente cuando se escudriña en los pagos mensuales del resto de los equipos por sus planteles. Los once restantes equipos que se mantuvieron en Primera desde 2022 gastan cifras relativamente similares (ver infografía).

Cobresal es el que más desembolsa en su plantel de este grupo: $168.398.667 cada 30 días, a lo que agregan los $54.420.833 de todo el cuerpo técnico, para un total que supera los $222 millones.

Coquimbo paga una cifra parecida, considerando sus 18 incorporaciones. El presupuesto anual para el plantel es de $2.415.681.000, lo que conlleva pagos mensuales de $201.306.750, mientras el cuerpo técnico recibe $16.491.333 el último día de cada mes.

“Se hizo un esfuerzo y la idea es pelear en la parte alta de la tabla”, aseguran en Audax Italiano, el cuadro de la Región Metropolitana que más gasta en su planilla, con poco más de $196 millones. Después viene Unión Española, que bajó en comparación a 2022, cuando sus costos en cuerpo técnico y jugadores superaban los $211 millones.

Completando el panorama en los elencos de colonia, Palestino contempla el desembolso de $ 154.629.166 entre su plantel y cuerpo técnico, más bajo que el del año pasado, pues el contrato de Gustavo Costas y sus colaboradores (hoy en la selección de Bolivia) implicaba un pago mayor que el que recibe Pablo Sánchez.

Y en un escalón final están los dos ascendidos. Magallanes, que en la Primera B desembolsaba $60 millones entre futbolistas y cuerpo técnico, ahora subió a una cifra que bordea los $110 millones. En tanto, El ascendido Copiapó es el más austero de todos: gasta $73.500.000 en su plantel, más $10.833.333 en su cuerpo técnico, entregando un total de $84.333.333.

EL ORIGEN DE LOS DINEROS


Las explicaciones a las variaciones presupuestarias que los clubes entregan dan cuenta de los factores que influyen en la conformación de los planteles.

“Los ingresos por televisión son el 84% del total de dineros que recibe el club”, detallan en Palestino, en una tendencia que se repite en la mayoría de los clubes. En Copiapó comentan que “es la más grande fuente de ingresos que permite el funcionamiento del club, pudiendo con esto costear las remuneraciones y parte de los costos logísticos”.

Los ingresos por venta de entradas son menores. Coquimbo, por ejemplo, proyecta un promedio de 3.500 espectadores en los 16 partidos de local que tiene asegurado en el año (15 del torneo y uno de la Copa Chile), lo que le daría una ganancia de $235 millones, poco más de un mes de sueldos. El resto viene de la TV y la publicidad.

Ñublense fue uno de los pocos equipos que subió el costo de su planilla de jugadores, gracias a su clasificación a la fase de grupos de la Copa Libertadores. Foto: Photosport

Everton, que el año pasado disputó la Copa Sudamericana y en 2023 solo tendrá actividad a nivel local, es uno de los clubes que más bajó su planilla en comparación con 2022. Su presupuesto muestra un 37% de reducción en ese ítem, entre ellos varios sueldos altos: “Lucas di Yorio ganaba más de 30 millones de pesos al mes”, cuentan en el club. Las mermas también incluyen el dinero que entrega la Conmebol (US$ 300 mil) y cerca de $200 millones en borderó.

Los “ruleteros” muestran cómo las ganancias en un partido ante un cuadro grande superan los 30 millones de pesos, mientras que en un duelo “normal” solo llega a los $10 millones. El club solo tiene unos 500 abonados. Y en cuanto a sponsors, su mayor ingreso es por la casa de apuestas Betway, que paga 140 mil dólares anuales, seguido por Lions Sports (US$ 80 mil) y MCP (US$ 80 mil), mientras que en pesos chilenos pagan la agencia de publicidad Logístika (19 millones) y el pub Locos x Viña (20 millones).

Unión La Calera también redujo sus costos levemente: de $184 a $170 millones. “Sin una copa internacional la inversión siempre baja”, reconocen en la zona cementera.

El caso opuesto se aprecia en Ñublense, que ahora disputará la Copa Libertadores, lo que hará aumentar sus ingresos: los chillanejos proyectan $470 millones en auspicios, de los cuales un 25% lo aporta Betway (US$ 140 mil), y el resto proviene de otras once empresas, destacando Iansa ($47 millones) y DIRECTV y Equipamientos Chile (ambas con $41 millones).

Con ello, explican, crecerá la planilla: “Es el ítem de mayor relevancia en los gastos del club, pero siempre respetando el Fair Play Financiero, con un índice de remuneraciones cercano al 55%. Se estima, eso sí, que se aumentará en un 4% el gasto producto de la participación en la fase grupal de la Libertadores”, dicen en Chillán, donde su DT Jaime García se manifiesta “conforme con los jugadores que han llegado, aunque uno siempre espera poder sumar a alguno más. El club ha cumplido en lo que hemos solicitado”.


Relacionadas
A fondo con...